El reconocimiento facial y su revolución en el mundo de la seguridad

Por:Marcela Torres
Coordinadora de Marketing y comunicaciones

 

La tecnología se ha caracterizado por tener estrecha unión con el cine de ciencia ficción. Cuando veíamos avances  como lo que ahora conocemos con el nombre de “nanotecnología”, llamadas por video e incluso, las mismas puertas de los ascensores cuya primera aparición fue en la famosa serie Viaje a la Estrellas.

 

Entre  estas creaciones futuristas se encontraba el reconocimiento facial, que para el momento de aparecer en el cine se veía como algo muy alejado de la realidad ya que concibíamos ese futuro un tiempo muy lejano; sin embargo, esta tecnología hoy está a nuestro alcance y servicio, ¡El futuro es ahora!

Lejos de los tecnicismos podríamos resumir que la tecnología de reconocimiento facial tiene la virtud de identificar a una persona por medio de una imagen, vídeo o cualquier elemento audiovisual que identifique el rostro. Este método se usa normalmente para acceder a servicios o aplicaciones en celulares, lugares de alta seguridad y edificios inteligentes, entre otros.

 

Esta tecnología se basa en la identificación biométrica que utiliza las medidas corporales de las personas, como el rostro, la cabeza, las huellas dactilares y demás. Dichos datos en cada persona son únicos, lo que permite a esta tecnología hacer el respectivo reconocimiento, para lo cual solo se requiere de un dispositivo con tecnología de fotografía digital.

Esta tecnología utiliza patrones matemáticos únicos y dinámicos que en términos de seguridad ponen a esta tecnología muy por encima de las herramientas tradicionales de seguridad usadas por la verificación por e-mail, contraseñas, e incluso la identificación de huella digital.

 

Aunque el reconocimiento facial parte de una imagen entrante al sistema en la cual se encuentran una serie de datos que se relacionan con una base de información, la verdadera dificultad radica en que esto funcione en tiempo real, para ello debemos entender que el proceso de reconocimiento facial tiene dos variantes, de acuerdo al momento en que se ejecute.

 

¿Cómo funciona?

 

La primera de ellas es en la cual, por primera vez un sistema de reconocimiento facial identifica un rostro para generar su registro y asignarle una identidad. Este proceso se conoce como “onboarding digital” con reconocimiento facial. La segunda variante es en la que se autentica al usuario ya registrado; es aquí en donde se cruzan datos entrantes desde la cámara con los registrados en la base mencionada antes. Esta recolección, como mencionamos anteriormente, se hace con dispositivos con cámara que pueden ser bidimensionales o tridimensionales, de acuerdo a las características del dispositivo.

Fotos de stock gratuitas de adiós, comunicación, despidiéndose

 

Se compara la imagen obtenida en tiempo real con la registrada en la base de datos, lo que hace que sea mucho más confiable  y segura para la verificación de la información. Es importante tener en cuenta que para ejecutar este tipo de funciones se debe contar con conexión a una red de Internet, ya que dichas bases de datos están alojados en servidores.

El reconocimiento facial se ha convertido en una herramienta importante para garantizar la seguridad de la información de sus usuarios y se suele utilizar en distintos casos como son:

 

  • Un segundo tipo de autenticación para iniciar sesión.
  • Acceder a una aplicación móvil sin uso de contraseñas.
  • Para entrar a plataformas on line.
  • Para acceder a oficinas, edificios o instalaciones con altos estándares de seguridad.
  • Para efectuar pagos en tiendas on line.
  • Desbloquear dispositivos.

 

Una inesperada evolución:

Fotos de stock gratuitas de cara, carné de identidad, conceptual

Esta tecnología a pesar de ser  reciente, ha avanzado de manera continua, mejorando sus diversos usos en áreas en las que se ha ganado un papel preponderante, una de ellas es la vigilancia.

 

La tecnología de reconocimiento facial cambió en su totalidad la investigación en países de avanzada como Estados Unidos.

 

El potencial de esta herramienta tecnológica se halla en la búsqueda de personas que se han fugado de la justicia y comenzó a vislumbrarse a raíz de un escándalo protagonizado por Jose Felan y Mena Yousif; ellos habían participado en una de las multiples manifestacione en protestas por el asesinato del afroamericano George Floyd a manos de un policia blanco; en medio de estas protestas, Yousif y Felan fueron acusados de comenzar el incendio de una estacion de policia y una escuela en la ciudad de Minneapolis.

 

Aunque existieron testigos de los hechos en los que Felan cargaba explosivos ayudado por su cómplice Mena Yousif, también aparecieron videos de ellos en las cámaras de seguridad. Dichos videos lograron gran notoriedad, sin embargo no fueron de gran utilidad hasta que fue la tecnología de reconocimiento facial la que finalmente dio grandes avances en la investigación de los hechos.

 

La investigación se inicia a través del reconocimiento de imágenes captadas por  cámaras de vigilanci, la cual duró poco más de un año y aunque se contó con la participación de las agencias federales de Estados Unidos y la policía de México, la investigación no prosperó hasta que se lanzó el sistema de reconocimiento facial fabricado en China con el cual se logró la identificación de los prófugos en México, siendo de este modo como la pareja llegó a ser juzgada por los delitos cometidos en las protestas.

 

El Caso Yousif y Felan no solo nos muestra el potencial de esta tecnología; además, puso en evidencia un sistema de vigilancia global que se está implementando recientemente y que en un futuro no muy lejano, podría tener la capacidad de encontrar a cualquier persona en cualquier lugar.

 

Para este caso el programa chino de reconocimiento facial que encontró a los prófugos Yousif y Felan, fue desarrollado por la empresa Dahua Technology, este cuenta con 1.300 cámaras en funcionamiento en México. Paradójicamente este sistema de reconocimiento facial está en una lista negra en Estados Unidos y por tanto, está prohibido su uso. Aun así, en parte de América del Norte se trabaja en tecnologías propias que puedan cumplir la misma función para brindar apoyo a la justicia.

 

Fuentes:

 

https://www.gq.com.mx/

https://www.electronicid.eu/es

 

 

No hay comentarios

Deja un comentario

×

Powered by WhatsApp Chat

×